Roams Logo
×
Luz
roams logo
×
Roams Logo

¿Cómo reducir la huella energética?

roams logo
Roams

Roams Entrada actualizada el miércoles, 24 de marzo de 2021

Conocer la huella energética resulta fundamental. Esta será la mejor manera de mejorar y conseguir una mejor eficiencia energética. El conocimiento de nuestros consumos, y el efecto que estos tienen en nuestro entorno, es un asunto cada vez más importante para la sociedad. Por ello, tanto las empresas como los Gobiernos van tomando medidas para paliar sus efectos.

Huella energética: qué es

La huella energética es el efecto que tienen nuestros consumos sobre el medio ambiente. Resulta fundamental conocer estos consumos para saber cómo y cuándo los podremos reducir consiguiendo así una mayor y mejor eficiencia energética.


Huella energética cálculo

La huella energética dependerá de los consumos que realicemos. Así, se tendrán en cuenta estos consumos de energía, agua, transporte y residuos que generemos. El número de personas que habiten en la vivienda será uno de los aspectos a tener en cuenta. Aunque influyen muchos otros.

Huella energética de luz, ¿cómo se mide?

Para medir tu huella energética de luz tendrás que tener en cuenta todos los electrodomésticos y aparatos que utilizas. También sus calificaciones energéticas, la energía que les alimenta, los años que tienen o las veces o tiempo que se usan. Asimismo, será fundamental contar con el tamaño de la vivienda o de los espacios en los que se usen algunos de estos aparatos. De esta forma deberemos contar con:

  • Agua caliente (caldera o calentador)
  • La calefacción
  • Aire acondicionado
  • Iluminación (incluido el número de lámparas)
  • La cocina (la vitro)
  • Horno y/o microondas
  • Frigorífico
  • Televisión
  • Lavadora
  • Lavavajillas
  • También hay que tener en cuenta los pequeños aparatos como:
    • Ordenador
    • Consola
    • Cadena de música
    • Robot de cocina
    • Tostadora
    • Afeitadora
    • etc

En base al uso de los electrodomésticos, la cantidad de los que se disponga, si se queda enchufado o no, etc., nuestra huella energética será mayor o menor.

Huella energética del agua: factores a tener en cuenta

La medición del agua también exige analizar el uso que hacemos de la misma en su totalidad. Desde las veces que nos lavamos las manos o tiramos de la cisterna. Sin olvidar los minutos que pasamos en la ducha o cómo lavamos la vajilla; incluso cuándo se abre el grifo al darle uso. También, cuando se usen electrodomésticos (como la lavadora) influirá, aumentando o disminuyendo la huella energética de agua, programa que se utilice o el modelo de lavadora. Así, debemos tener en cuenta:

  • En el baño:
    • La cisterna
    • La ducha
    • El lavabo
  • En la cocina:
    • Lavar la vajilla
  • Lavadora
  • Mantenimiento de plantas y zonas verdes
    • Tipo de riego
    • Asiduidad
    • Tamaño
    • etc

Huella energética en transporte

La huella energética en transporte se debe calcular en base al número de desplazamientos que se realicen. Se debe tener en cuenta también la distancia, el consumo total que suponen y el tipo de medio de transporte usado.

Además si, por ejemplo, es un coche o una moto, habrá que tener en cuenta la antigüedad, el tipo de combustible e, incluso, si se encuentran atascos. Así, se tienen que contar:

  • Los desplazamientos al trabajo
  • Desplazamientos con motivo de compras
  • Viajes que se hagan con regularidad
    • Por ejemplo visitas médicas o trámites
  • Vacaciones

Huella energética según tus residuos

Los residuos que generamos también dejan una huella energética. El cálculo de estos se puede hacer en función del número de personas que residan en la vivienda. También conviene calcular en función del número de comidas que se elaboran en casa, qué tipo de alimentación se hace, etc. Deberán tenerse en cuenta:

  • Los tipos de envases que se utilizan
  • Incluyendo los sobreempaquetados
  • Consumo de papel
    • Revistas
    • Periódicos
    • Catálogos
    • Publicidad
  • Los residuos que separamos para reciclar

Huella de carbono y eficiencia energética

También es importante conocer la huella de carbono que dejamos. Conociendo el nivel de emisiones de CO2 se pueden conseguir soluciones de eficiencia energética que las disminuyan. Para saber las principales actividades diarias que dejan esta huella debemos fijarnos en los consumos de:

  • Energía eléctrica
  • Combustibles para el transporte
  • Combustibles para cocinar o producir

Huella ecológica energética corporativa: un indicador de la sostenibilidad empresarial

Disminuir la huella energética en las empresas resulta un indicador de la sostenibilidad empresarial. De hecho, el Observatorio Iberoamericano del Desarrollo Local y la Economía Social (OIDLES) ha publicado el estudio “Huella Ecológica Energética Corporativa: un indicador de la sostenibilidad empresarial”.

En él, afirman que esta huella se reduce en más de un 90% si la compañía decide apostar por las energías renovables. Así, las empresas comienzan a no depender tanto de los combustibles fósiles y consiguen una mayor competitividad. El estudio también incluye que la normativa y acciones en favor de esta sostenibilidad empresarial consigue que las compañías fomenten estas buenas prácticas y apuesten por un modelo de futuro ecológico. Además, logran cumplir con diferentes objetivos y protocolos, como el PER o el protocolo de Kioto.

La sostenibilidad empresarial es, cada vez, un factor más importante. Así, las empresas se deciden a incluirlo en sus objetivos, al entender que es algo que les demanda la sociedad.

Le informamos que en Roams TIC, SL usamos cookies propias y de terceros con finalidad analítica y publicitaria. Consulte la Política de cookies. Puede informarse más sobre qué cookies estamos utilizando o desactivarlas haciendo click. Mostrar detalles